Herramientas

voz-interior-2015La mejor terapia consiste en pensar, sentir y actuar en armonía con las fuerzas y entidades luminosas de la naturaleza y del universo entero. El hombre debe pues conocer estas fuerzas, estas entidades y sintonizarse con ellas; ésta es la primera medicina.

La enfermedad se debe generalmente a un bloqueo de las energías. Cuando los bloqueos desaparecen, el resultado es la salud.

La forma de vida de una persona tiene un gran impacto en su salud. La actitud mental, emocional y física y los hábitos determinan el grado de salud o la falta de la misma. Las actitudes de la persona están en ella como semillas que germinan en un momento dado. Un acercamiento equilibrado a la vida constituye la llave para la salud.

“La Curación es el arte más antiguo de la humanidad. El origen de la vida incluye el origen de los principios de la preservación de la vida. El ser humano tiene energías de sanación dependiendo de lo dinámica, positiva y servicial que sea su naturaleza. De hecho, las energías vitales, la salud y la sanación están en todo lo que nos rodea. El hombre flota en esas energías y recibe constantemente energías vitales. La vida está en él y él está en la vida. El hombre es un constante receptor de las energías vitales para sus fines personales; pero el hombre puede ser también un transmisor de esas energías. Una persona dinámica, positiva y orientada al servicio, que ame a los demás seres, puede ser un moderado transmisor de semejantes energías de sanación. Cuando lo hace profesionalmente, se le llama sanador” -Sri K. Parvathi Kumar.