Amor y Servicio 2

sai-babaEl amor está inherente en el hombre; no obstante, al igual que una semilla debe ser regada con agua, debe fomentarse el amor en el hombre a través del servicio. El amor es una cualidad sagrada. El amor es como el néctar. Un hombre que haya saboreado la dulzura del Amor Divino no deseará ninguna otra cosa en el mundo.

La vida debe ser una manifestación constante de amor. Pero hoy en día el amor se expresa de una manera restringida y egoísta. Debería expresarse en forma de servicio a la sociedad. De ese modo el amor se convierte en una experiencia recíproca y expansiva.

El servicio en todas sus formas es en primer lugar una disciplina espiritual. Piensen, por ejemplo, en un árbol. Ofrece sombra y distribuye sus frutos a quienquiera que se acerque a el. No alberga ningún sentimiento de odio o venganza hacia aquellos que le causan daño; no busca recompensa de aquellos que se benefician de él. Todos deberían aprender del arbol esta lección de servicio desinteresado.

Dios es el residente en todos los corazones. Así que si sirven a alguien, ese servicio se dispensa al Dios que hay en El, y Dios les concederá Su Gracia.

El hombre sufre de dos clases de enfermedades, una física y otra mental. Un hecho peculiar relacionado con estos dos tipos de enfermedades es que el cultivo de la virtud las cura a ambas. Una actitud de generosidad, de fortaleza ante la aflicción y la pérdida, un espíritu de entusiasmo por hacer bien y servir lo mejor que uno pueda: todo esto fortalece la mente asÍ como el cuerpo.

La alegría que se deriva del servicio reacciona sobre el cuerpo y les libera de la enfermedad. De este modo, el cuerpo y la mente se hallan estrechamente interrelacionados. Es el sentido del dualismo, el sentimiento de «mío» y «tuyo», el único responsable de todas las alegrías y aflicciones, de las preferencias y aversiones que experimenta el hombre. Este dualismo está enraizado en el egoísmo, que nos hace pensar que mientras uno sea feliz, no importa lo que le ocurra al mundo. Una persona así de egocéntrica, que considera su cuerpo, su salud y su familia como lo único importante, contempla la Realidad como falsa y a este mundo falso como real.

Para deshacernos de este malestar tan profundamente arraigado, debemos dedicarnos a actos de servicio, para comprender, de esta manera, que el cuerpo se nos ha concedido no para servir a nuestros propios intereses, sino para servir a los demás.

Estén siempre llenos de Prema (Amor). Sientan compasión hacia los que padecen sufrimiento o pérdida; hagan lo posible para aplicar el ungüento de la palabra consoladora y la ayuda oportuna. No dañen la fe de nadie respecto a la virtud y la divinidad. Estimulen a los demás para que tengan esta fe. Demostrando en sus propias vidas que la virtud es su propia recompensa y que la Divinidad es omnipresente y omnipotente.

Donaciones Amorosas

$

Ingresa libremente el monto en dólares a donar!

Información personal

Total de la donación: $3.00

Juan Angel Moliterni
Siguiendo Juan Angel Moliterni:

Instructor Espiritual de la Ciencia Iniciática, Canalizador, Reiki Ascensional Claridad, Ciencia Astrológica, Músico Arteosofia.

La Hermandad Blanca Universal, la jerarquía espiritual de Maestros Ascendidos, transfiere una antorcha, una Luz, a aquéllos que deseen tomarla, que vayan a agarrarla con fuerza. La antorcha de la Síntesis de oriente y occidente, de los Valores apreciados, el conocimiento espiritual y la comprensión del Cosmos. Te invitamos a participar!

Juan Angel Moliterni
Últimas publicaciones de

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *