Programación del Tiempo

con No hay comentarios
[Total:0    Promedio:0/5]

logo de las enseñanzas de kryon a la humanidadSaludos, queridos, Yo Soy Kryon del Servicio Magnético.

Al llegar al final de un día de trabajo en un taller, es diferente de otras veces porque han llegado a conocerse unos a otros, han discutido tal vez algunas de las cuestiones que tienen; hay más coherencia. Esa mera palabra significa conexión, y ya sea una conexión entre las partes de su cuerpo o una conexión entre individuos, pueden sentirla. Es más fácil si la sienten que si intentan encontrarla. Coherencia es cuando empiezan a entender que hay una energía en el salón, y esa energía ama a cada uno de ustedes. La conexión se completa cuando empiezan a visualizar las hebras de plata de amor y compasión de la creación que pasan entre ustedes, y completan el rompecabezas.

Hubo un día en que mi socio empezó a canalizar, y estaba aprendiendo. Vio a otros canalizar, y él no sabía qué método era correcto ni qué debía hacer; se sentó en la silla y cerró los ojos como vio que muchos hacían en meditación; ese fue el comienzo. No sucedió mucho más que lo ordinario, hasta que empezó a hacerlo frente a grupos más grandes. Empezó a desarrollarse una energía alrededor del grupo, no de mi socio, a medida que el grupo unido desarrollaba coherencia. La coherencia era la conexión entre ellos y lo que era la Fuente Creadora, la fuente de la conexión. Y allí fue cuando mi socio decidió abrir los ojos. Y nunca lo hizo otra vez. Lo distrajo; interrumpió la canalización, rompió la conexión de él, porque no estaba preparado para lo que vio. Vio luz yendo entre las personas; vio colores alrededor de las personas; vio el proceso de la coherencia, la compasión, la conexión, el amor, como lo quieran llamar. Fue demasiado.

Mi socio dice que él no es un vidente; él no ve la energía, pero cuando está canalizando sí la ve. Y no volvió a abrir los ojos, porque la canalización se había interrumpido. Se detuvo. Porque lo que vio era un ser humano que él no podía concebir, que no podía relacionar, que no se podía calcular, y por unos pocos momentos, incluso tuvo miedo. Lo que él llegó a ver era la divinidad entre ustedes.

Quiero que sientan lo que él vio, y en ese sentimiento va un poco de enseñanza. La verdadera diferencia entre una consciencia más vieja y una consciencia más nueva, entre un tiempo de oscuridad y uno de luz, entre lo que había antes de 2012 y ahora, para alguno de ustedes es algo que se puede saborear. Hay una gran diferencia, y parte de ello es lo que experimentan en el salón; la coherencia entre los individuos es mucho más fácil cuando dejan caer las barreras y consiguen ver a Dios en cada uno de los demás. ¿Pueden sentarse al lado de un extraño y sentir absolutamente que están conectados?

Están conectados porque las almas son grandes, se superponen unas con otras. La energía es algo colectivo. Y empiezan a sentirse uno a otro incluso cuando no se conocen. La diferencia entre lo viejo y lo nuevo, queridos, es que hay mucha más coherencia entre ustedes y la Fuente Central. Lo que esto significa es que la vieja energía los mantiene solos, resolviendo su rompecabezas, solos, tratando de entender qué tienen que hacer. Una nueva energía en la luz empieza a darles un sentido de coherencia con todo a su alrededor, el rompecabezas a su alrededor, las personas a su alrededor, y ustedes reciben retroalimentación. En la vieja energía, ni siquiera estaban seguros. No sabían. Cuestionaban. No estaban seguros. En la nueva energía, les doy una pista: ¡les hablamos! Les hablamos en las situaciones, les hablamos de muchas maneras, y los que están en la vieja energía y acostumbrados a ella, todavía están perplejos y no entienden lo que decimos.

De modo que quiero hablar sobre programación del tiempo. Cada uno de ustedes, en el salón, y escuchando es parte de un gran rompecabezas entre los seres humanos sobre esta Tierra. Ahora bien, ustedes, los trabajadores de luz, es decir las almas antiguas, tienen un rompecabezas más complejo que la mayoría de los otros, porque están despertando y reconociendo el hecho de que hay más luz que la que había antes y ustedes, entre todos los seres humanos, saben cómo usarla. Han estado resolviendo el rompecabezas de la oscuridad y la luz durante eones.

La Tierra tiene una población en expansión; eso debiera decirles: ¿De dónde están viniendo las almas nuevas? Vienen de un fondo de almas que nunca estuvieron aquí. Eso los pone a ustedes, que sí estuvieron, a guiar a las que no estuvieron. Y no les van a dar un curso; en cambio les darán coherencia, amor, compasión, comprensión.

Pero quiero hablar del cronograma. Ustedes son únicas, cada una de ustedes, almas antiguas. De nuevo: cada una tiene un sendero completamente separado. Lo que están haciendo con su vida ahora mismo. Si recorren el salón, si averiguan sobre los que están escuchando, tendrán cada uno una historia separada. Entonces, ¿cómo podemos dar enseñanza e instrucciones sobre cómo van a saber si están en el lugar correcto en el momento correcto? Especialmente a aquellos que tienen un sentimiento apremiante de tener que estar haciendo algo.

Entonces, hablemos de ese sentimiento apremiante (se ríe). No importa qué sea ese algo, queridos, porque los conduce al equilibrio, o a ayudar a otros, o a ayudarse a sí mismos, o a una exposición de la luz que llevan, casi todos ustedes hacen la pregunta, ya sea cómo disciplinar a su hijo o cómo escribir un libro. Estas son las cuestiones que hacen una diferencia en la vida, porque a ustedes les importan, porque le están preguntando al Espíritu, porque le están preguntando a otros trabajadores de luz, por qué se sientan en el salón, o escuchan la canalización. Hay tantos proyectos, y enigmas, y cuestiones. Ocupémonos de los proyectos.

En la vieja energía les di una metáfora: tienen un boleto para abordar un tren. Eso es una metáfora de ustedes que reciben un impulso para hacer algo. Hemos dicho esto muchas veces: el impulso crea un hábito. El hábito es lo que han tenido de toda autoridad desde el comienzo del tiempo. Su padre les dice que limpien su habitación. ¿Qué quiso decir con que limpien la habitación? Y entonces tu reacción al impulso del Espíritu para crear algo o hacer algo que te viene por intuición, el resultado es: ¡Hazlo ahora! Y entonces te presionas. Ese es un aspecto de la vieja energía y lo hemos explicado, y abundado al respecto, y lo hemos enseñado durante años.

Es hora para una nueva metáfora. Te dan el boleto para el tren. Y luego te ponen dentro de una caja (se ríe). En la vieja energía, la caja era esta: “No sé si el tren está. ¿Cuándo viene? El tren podría estar allí afuera esperándome. Voy a perder el tren. De modo que empezaré ahora mismo, estaré preparado. Ese impulso es porque debiera hacer algo. Recibí la información, sé que es así, que debo escribir un libro, que tengo que ir allá, que tengo que iniciar un centro de sanación, que debo comprar el terreno, que debo hablar con esa persona, que me tengo que conectar…”. Ese es el tren. Y ustedes están en la caja. No tienen idea. Y entonces se presionan. Y el resultado es que lo hacen completa y totalmente fuera del tiempo oportuno. ¡Salen de la caja y se dan cuenta de que no funcionó! Entonces empiezan a culparse; no saben cuándo el tren vino y se fue. ¡Perdieron el tren! Por supuesto, así es la naturaleza humana. Si el tren no está allí, es que lo perdieron (se ríe). Nunca pensaron que todavía no había llegado.

Ahora déjenme describir la nueva energía. Reciben el boleto, y ahora no los ponen en una caja, porque ahora las vías están iluminadas, de modo que se paran con el boleto a esperar el tren. ¿O no? Si el tren no está en las vías, eso es una perfecta señal a la luz del día para decirles que todavía no está listo. No se suben a un tren que no ha llegado. ¿Van entendiendo esto?

Cuando el tren llega, ustedes lo abordan. Inician el proyecto, lo terminan, trabajan sobre él. Si el tren no está en las vías, quiere decir que todavía no es la hora. Incluso si ustedes programaron la hora para su propio proyecto, cuando creen que pueden, o que debieran o que es conveniente, o que es eficiente, ¡no importa! si el tren no llegó.

De modo que en la nueva energía, la palabra operativa es: mira las vías, mira si hay una señal para ti, recibes la retroalimentación: no está listo. No estás en la caja, preocupándote y preguntándote. Estás directamente afuera, mirando las vías, y si el tren no está allí eso significa: sé paciente. Programa para otro momento. Espera un poco. Ya vendrá. Mira, ¡tienes el boleto! El boleto es la intuición de que tienes que hacer esto.

Pero ahora en la nueva energía hay algo hermoso que te dice que estás fuera de la caja, mirando las vías, ¡no tracciones los viejos paradigmas para traerlos a la luz!

Y luego vas a decir, “Bueno, ¿y cuándo viene?”. Sabrás que viene cuando el rompecabezas empieza a completarse, cuando las cosas a tu alrededor se mueven de modo que va a funcionar. ¡No quieres iniciar algo que va a fracasar porque otros no están listos! O porque la información no está completa. No quieres empezar con eso, son cosas de la vieja energía. Y todos ustedes han hecho eso, ¡todos! Lo hicieron suceder demasiado pronto, se precipitaron. Porque están en la caja. Porque saben. Tuvieron información y actuaron con ella. Eso es lo que hacen los humanos. Pero de pronto un alma antigua con sabiduría recibirá la intuición y dirá:

“Me encanta esta información, pero el tren aún no ha llegado. Querido Espíritu, cuando el momento sea el correcto, ¡muéstrame! Querido Espíritu, cuando haya llegado el tren, ¡haz que lo vea claro! Allí es cuando lo haré, allí es cuando actuaré. Y allí es cuando todo lo que deba venir a mí, vendrá a mí. No estaré empujando y empujando, y preocupándome, ¡y preguntándome por qué estoy empantanado!”.

vias-tren¿Me están entendiendo? ¡Es hermoso! La Luz está aquí. El tren está llegando; reacomoda tu programa para coordinarlo con los mensajes que se te dan muy claramente. No interpretes incorrectamente los mensajes; tómalos como lo que son. Esto es nuevo. Aquí hay guía, en cuanto a la manera en que las cosas están funcionando o no para ti. Y si empujas y no funciona, ¡detente! y espera hasta que llegue el tren.

Nunca hubo un tiempo como este, en que la claridad de tu movimiento está apuntando hacia ti de este modo. Pero muchos de los que escuchan esto no están entendiéndolo. Ahora tienes la oportunidad de borrar los pizarrones, reconocer lo que te estoy diciendo, y aceptar esta maravillosa luz del Espíritu que quiere guiarte al lugar correcto, sacarte de la caja y hacerte entender que las situaciones en que te encuentras no son situaciones al azar (se ríe). Te están dando un mensaje. ¡Avanza! ¡Detente! Espera. Nunca antes ha sido tan claro. Pero otra vez, en la vieja energía solamente pensabas que estabas empantanado.

De modo que de ahora en adelante procede con esta información. El Espíritu está conectado contigo por medio de un bello hilo de plata; con todos ustedes. Y este bello hilo de plata, esta metáfora, no puede romperse. Si eliges ver y usar el hilo, será tu libre opción. Pero cuando lo veas y lo sostengas, allí empieza la comunicación. Y como está conectado con todos ustedes, allí es cuando empiezan a recibir simultáneamente mensajes colectivos que los reúnen en una coherencia.

Traten de hacer que las cosas sucedan, y ellas sucederán. Eso ha sucedido antes en este planeta, cuando la coherencia de la humanidad alcance, aunque sea un punto marginal, habrá paz en la Tierra. La coherencia es un acuerdo de compasión entre toda la humanidad que no volverán nunca a matarse entre sí a propósito. Eso es sabiduría, y viene de la luz que va a ser suya.

Voy a decir esto, no lo malinterpreten: Dos pasos adelante, un paso atrás; ustedes recién han empezado este proceso. De modo que pueden ver en el planeta cosas que no comprenden, pero sepan esto: esta luz que está surgiendo va a sacudir todas las cosas, y el planeta no es el que solía ser; no necesariamente va a reaccionar como acostumbraba. Pero tienen que pasar por estas vueltas, para poder saber qué quieren y qué no quieren. Y todavía no hay suficientes almas antiguas a bordo para hacerlo necesariamente suave. ¿Entonces, por qué no subes tú a bordo? Si estás oyendo esto y entiendes que despertar a la luz es despertar a una vida más larga, es despertar a menos ansiedad y más soluciones, es despertar al hilo de plata que te conecta con toda la humanidad y con la Fuente Creadora y siempre lo ha hecho.

Mira a los antiguos y a los indígenas, lo que ellos creían, lo que saben, y cómo vivían, porque ellos honraban a sus ancestros, que es como decir que la sabiduría que se aprendió antes se aplicó a ellos. Honraban a la Tierra, que es como decir que entendían la conexión entre Gaia y la humanidad. Respiraban el aire que Gaia les daba y ellos decían “Gracias”. Y había una alianza entre ellos y todas las cosas, que creaba algo que perduraba, y perduraba, y perduraba.

Que esta conexión comience otra vez con la sociedad moderna. Que surja esta luz, para que ustedes entiendan las señales del Espíritu. Ir, venir, ser.

¿Qué tal si les digo que los antiguos tenían esas señales? Las veían en los animales, en el cielo, en las estrellas, y en el planeta. Hacían planes de acuerdo a ellas. Creían en ellas. Les diré: la Fuente Creadora les daba lo que pedían (se ríe). Así guiaban ellos sus vidas. Ustedes lo han perdido completamente.

Este tiempo de ahora no es para hacer lo que ellos hacían de ese modo sino para confiar en la intuición, pedir la guía, y saber cuándo llega el tren. Un retorno a lo que practicaban y sabían los antiguos, que en general está disponible hoy.

Espero que algunos de ustedes se vayan de este salón diferentes de como vinieron. Los que están escuchando tal vez puedan dar un suspiro de alivio porque no hay nada equivocado en sus vidas.

Ustedes tienen un hermoso boleto, algunos de ustedes. Y este hermoso boleto, la intuición dice que tienen tal talento, pueden armar esto, pueden hacer esta cosa – pero no todavía. Llegará el momento, y va a ser muy obvio (se ríe). Conocen a las personas correctas, aparecen las condiciones correctas, y en ese punto tienen una sonrisa que dice: “Querido Espíritu: aquí está mi boleto” (risas del público). Créanlo. Respiren tranquilos, porque Dios los conoce.

Y así es.

Kryon

Nota. Canalización de Kryon por Lee Carroll Stamford, Connecticut, 13 de Agosto de 2017. Desgrabación y traducción: M. Cristina Cáffaro. Edición y Difusión: Juan Angel Moliterni (www.escuelaclaridad.com.ar). Se autoriza la redistribución de este boletín e información personalmente y vía Internet con la condición de que el contenido permanezca intacto, de que se respeten los créditos del servicio, los autores, los editores y se mencionen la fuente y enlaces correspondientes. Ayúdanos a distribuir información de vanguardia, reenvía este correo a todas las personas potencialmente interesadas, gracias.

Te puede interesar

Juan Angel Moliterni
Siguiendo Juan Angel Moliterni:

Astrólogo, Canalizador, Instructor Espiritual de la Ciencia Iniciática, Terapeuta y Músico

La Gran Hermandad Blanca, la jerarquía ascendida, transfiere una antorcha, una luz, a aquéllos que deseen tomarla, que vayan a agarrarla con fuerza. La antorcha de la síntesis de oriente y occidente, de los valores apreciados, el conocimiento espiritual y la comprensión del cosmos.

Juan Angel Moliterni
Últimas publicaciones de

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *