Semillas de Servicio

con No hay comentarios

Jardines de la Presencia, por Juan Angel Moliterni

loto-solSerie de Pensamientos semilla capaces de elevar el espíritu, de abrirte el entendimiento y, poco a poco, de guiarte al jardín de la Presencia que hay ti. Mantén una conciencia abierta, y el Maestro sembrará en ti las semillas potenciales de sabiduría.

El vehemente deseo de hacer valer el poder sobre los demás no es realmente una expresión de poder sino más bien un modo de responder a una sensación innata de desamparo. A menudo sienten necesidad de hacer valer el poder sobre los demás, o se sienten sojuzgados por algo o por alguien fuera de ustedes mismos. Ambas experiencias se relacionan con que no son plenamente capaces de experimentar y poseer su propio poder personal o de canalizarlo constructivamente. ¡Empodérate! Es el primer paso en la nueva energía.

Este es un tiempo realmente poderoso, de empoderamiento. Y la obsesión es una forma de impotencia. Una parte de su psiquis se apega a algo que está fuera de ustedes y domina a las otras partes suyas, por lo que tal vez tengan la sensación de ser poseídos por su apego y estar a merced de éste. Las obsesiones y otras experiencias en las que se sienten impotentes o entregan el poder pueden ser resultado de que proyectan la energía y el poder que están despertando dentro de ustedes porque les asusta, les dominan y no pueden ampliar bastante su percepción del YO para experimentarlo y abarcarlo plenamente. Ábranse con coraje a más de su propia Luz.

Cuanto mayor es su poder personal, más capaces son de estimular a los demás para que se dinamicen, y más podrán optar por una dinamización mutua sin que se sientan amenazados o temerosos de que el hecho de que el otro gane signifique que ustedes pierdan. Es el poder nutricio. Significa ser capaz de estar en favor de ustedes mismos y propiciar también, simultáneamente, el bienestar de otra persona, mientras al mismo tiempo también promueven la evolución de aquélla. Son las energías conjuntas del amor y del poder; se trata de amar… poderosamente.

Cada uno de ustedes tiene a la Divinidad dentro de sí y es capaz de expresarla, pero no pueden esperar que sean Salvadores. Es despojándose de sus ilusiones, conservando su humildad, estando deseosos de sentir y poner al descubierto sus propias inadaptaciones y vulnerabilidades, y manteniéndose sensibles respecto de los demás, que llegan a ser aún más capaces de amar y servir que de intentar ser Salvadores.

Dondequiera que proyecten su poder, tal vez se apeguen a esa persona, ese objeto, esa ocupación o ese sistema de creencias en particular, porque eso –según su creencia- les ayuda a mantenerse en contacto con el núcleo prístino de ustedes mismos. Tal vez a través de su experiencia con esa proyección se sientan plenamente energetizados, pero eso es una ilusión, porque en realidad no son dueños de la energía, sólo en contacto con su Yo Superior pueden sentirse y estar realmente energizados y vivos.

Son muchos los que decidieron permanecer impotentes, porque la impotencia les es familiar y tal vez les parezca menos riesgosa y más promisoria que lo que avizoran como terrible: ser dueños de su poder. En su impotencia, tal vez tengan la sensación de que están justificados al compungirse por ustedes mismos, al lograr que los demás les compadezcan, o al ensalzarse por comportarse como mártires virtuosos. Tal vez sean haraganes o teman asumir la responsabilidad de poseer y expresar directamente su poder. Quizá opten por elevar su imagen personal con fantasías sobre sus posibilidades, en vez de arriesgarse a perder o podar esas fantasías a fin de ponerlas en tierra y concretarlas en el mundo. Quizá teman amenazar o perder en sus vidas a personas que son importantes para ustedes, o tal vez teman herir a los demás, experimentar cambios o aventurarse en lo desconocido. La Gran Cruz Cardinal en los cielos les está empoderando, para lo cual tendrán que aprender a soltar.

¡Empoderarse para servir más y mejor!


Donaciones

$

Ingresa libremente el monto en dólares a donar!

Información personal

Total de la donación: $3.00

Juan Angel Moliterni
Siguiendo Juan Angel Moliterni:

Astrólogo, Canalizador, Instructor Espiritual de la Ciencia Iniciática, Terapeuta y Músico

La Gran Hermandad Blanca, la jerarquía ascendida, transfiere una antorcha, una luz, a aquéllos que deseen tomarla, que vayan a agarrarla con fuerza. La antorcha de la síntesis de oriente y occidente, de los valores apreciados, el conocimiento espiritual y la comprensión del cosmos.

Juan Angel Moliterni
Últimas publicaciones de

Dejar un comentario